top of page

Inflación: ¿Cómo se si un producto es caro o barato?

Todos los días durante nuestra rutina diaria es normal comprar productos ya sea para alimentarnos o vestir o simplemente porque queremos hacer o hacernos un regalo, tenemos la duda recurrente de si estamos pagando lo que realmente vale el producto.


En base a esta cuestión, nos encontramos además en un país en el cual no tenemos referencia de precios, por ejemplo, una computadora de última generación puede llegar a valer lo mismo que un vehículo, o el valor de unas zapatillas puede ser muy parecido o superior que el alquiler de un departamento.


Para poder tener una noción del valor de que debería tener un producto, existen muchas maneras o métodos, aunque también debemos considerar que algunos requieren un tiempo que, al estar haciendo las compras y con las prioridades que uno pueda tener, no muchas veces tenemos.


MÉTODOS:


1) Un método simple es comparar la inflación del sector que tiene el producto que queremos comprar, es decir, si vamos a hacer una compra de alimentos, algo mas que habitual, debemos tener en cuenta cuanto ha aumentado el producto en si respecto a su sector para poder comparar y saber si el producto en ciertos lugares esta más barato que en otros.

De esta última oración se nos escapa un tema recurrente, no solo tenemos distorsión en los precios, sino también en los puntos de venta o locales en los que se comercie el producto, por ejemplo, en muchos lugares de una misma localidad o ciudad, el mismo producto puede tener distintos precios, usemos de ejemplo una gaseosa de primera marca, la cual, dependiendo el lugar, puede tener una diferencia de precios de hasta 100 o 200 pesos argentinos.

Volviendo, este método también nos sirve para saber cuales son los alimentos que no han subido respecto a la inflación general, y de poderse también podemos aprovechar para comprar una mayor cantidad teniendo en cuenta que el precio es bajo.


2) Otro método, el cual requerimos un poco mas de información, es pasar el precio del producto a dólares y compararlo con países vecinos, por ejemplo, elegimos cualquier producto, como un kilo de carne o un auto y lo pasamos a dólar, obtendremos un valor, cuando comparemos ese valor con el de otro país de la región, ahí tenemos otra medida para saber si el producto esta barato o no comparado con un país en particular. En nuestro caso podemos seleccionar Brasil al ser nuestro principal socio comercial.

Estos métodos nos permiten tener ventajas al momento de comprar, como organizar nuestro presupuesto, reconocer que tipo de productos pueden ser una oferta, una oportunidad o simplemente un descuento comercial y nos da la pauta para poder ahorrar con lo que dejemos de pagar buscando siempre los mejores precios, para poder invertir ese dinero.




192 visualizaciones0 comentarios

Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
bottom of page