top of page

La última carta del gobierno para bajar los dólares: pesificar.

Después de una semana convulsionada, salió el DNU del ejecutivo en el cual va a fondo para intentar calmar a los dólares financieros que, en algunos casos, están muy cerca o superan los $400. Es por esto por lo que en esta oportunidad vamos a contarles al detalle las medidas, además de brindarles nuestras expectativas y conclusiones sobre este tema tan particular.



El problema viene siendo claro, el ejecutivo necesita financiamiento en un año electoral, pero se le van acabando las vías de crédito, tal es así, que analizando las posibilidades de recaudación encontraron una manera posible pero arriesgada de llegar a estos objetivos.

Las medidas en si son bastante claras, en el documento se observa que se les ordena a los organismos públicos canjear sus bonos en dólares bajo ley extranjera (globales o GD) por instrumentos en pesos bajo legislación local abarcando a unos u$s4.000 millones. Además, procederá con la incorporación de los bonos en dólares bajo ley local (Bonares o AL) en la operatoria de dólar CCL.





Los inversores locales vienen rechazando títulos en pesos con vencimiento el próximo mandato presidencial, mientras que los inversores del exterior rechazan los títulos en dólares. Esto sumado a los limites que imponen la carta orgánica del BCRA y el FMI para que el central financie al tesoro, además de una sequía que reducirá la recaudación, el plan del gobierno es claro, ordenar a los organismos públicos ingresar al canje con sus bonos en dólares bajo legislación extranjera (globales o GD), incorporar los bonos en dólares bajo ley local (Bonares o AL) en la operatoria de dólar CCL para generar profundidad en el mercado y retirar del mercado bonos GD.


Lo que se espera lograr es la absorción de los excedentes de pesos que empujan la inflación, reducir deuda en dólares con legislación extranjera, además de generar instrumentos para actuar en el mercado de dólares sin afectar las reservas. Por otro lado, la intención también pasa por concentrar el manejo de esos instrumentos y, muy de a poco, levantar algunas restricciones cambiarias.


Las semanas siguientes serán clave para ver los resultados de la medida, pero la palabra pesificación suena con mucha fuerza, algo que al gobierno comienza a preocuparle teniendo en cuenta que hace 22 años esta palabra y todo lo que viene detrás concluyó en una de las crisis mas importantes de la historia Argentina. Seguiremos atentos a los acontecimientos, analizando el rendimiento de los activos y el horizonte de cara a un año que ya ha tenido muchas novedades habiendo pasado solo 3 meses.




268 visualizaciones4 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Febrero: ¿Cómo le fue a los activos de inversión?

El mes de febrero ha sido testigo de un cambio drástico en el mercado de capitales, marcando un contraste con el optimismo que predominó en enero. Los inversores se vieron sacudidos por una serie de e

bottom of page